3 Hechizos para ser feliz con magia blanca

En Sky Tarot os queremos ofreces algunos trucos caseros y sencillos para mejorar tu estado de ánimo. Se trata de hechizos de magia blanca, te pueden ayudar a recuperar la alegría, quitar el estrés, y enfocar de otra manera la forma en la que ves el mundo. Estos hechizos pueden ayudarte, pero no sustituyen la verdadera felicidad.

 

– Consigue la alegría con tres velas

El material necesario es: 3 velas naranjas o amarillas, aceite de cedro y  planta aromática.

Rocía con aceite las velas y colócalas en un altar. Coloca las hierbas alrededor de las velas y enciéndelas. Concéntrate, mira a las velas y recita estas palabras: “La felicidad y la alegría se acercan a mi vida, los problemas, el estrés y la ira se van lejos, fuera la negatividad, ahora me siento feliz y libre.”

Espera a que se consuman las velas, y poco a poco sentirás un lado más positivo en tu vida.

– Las flores de la felicidad

El material necesario es: Una flor fresca, aceite de jazmin, un lápiz, papel, una vela amarilla y un recipiente que resista el calor.

Enciende la vela, coge el papel y escribe 3 cosas que te dan alegría y estas a gusto. Quema el papel escrito anteriormente e introdúcelo en el recipiente cuando arda.

Vierte aceite sobre la flor y respira su aroma. Tus problemas van desapareciendo en la ceniza del papel y te va llegando la energía de la flor. Cuando el papel está totalmente quemado, introduce la flor en el recipiente. Déjalo en tu altar durante unos días y notaras como vas siendo más feliz.

– Vientos de cambio

El material necesario es: Planta tropical, albahaca

Para conseguir eliminar la ira y el estrés, debes seguir este hechizo. Debe hacerse un día de viento y en un lugar alto, o terreno amplio en el que se sople el viento.

Lleva las hierbas a ese lugar , gírate y que el viento sople en tu espalda, suelta las hierbas y tus problemas vuelan con ellas, luego recita las siguientes palabras:  “Que el viento se lleve mi dolor, sea feliz y lléname de amor.

Lo siguiente es darte la vuelta y decir esto  de cara al viento: “Que los vientos me traigan alegría, porque me siento libre y feliz.”

¿Deseas contactar con un experto?